PASEOS POR EL CAMPO.- AGOSTO, TIEMPO DE ARÁNDANOS Y ENDRINAS

Agosto es tiempo de arándanos y endrinos, unos frutos llenos de propiedades aromáticas y astringentes, pero sobre todo, una sabrosísima fuente de antioxidantes. Su color morado nos dejará imborrables recuerdos, sobre todo si no tenemos cuidado al recolectarlos y nos manchamos la ropa, ya que su marca es difícil de eliminar. Este es el único inconveniente de arándanos y endrinos; el resto son todo ventajas que no debemos dejar pasar en nuestros paseos por el campo.



ARANDANOS

El  arándano silvestre es el fruto del mirtilo, una mata baja, menos de medio metro,  típica de los bosques y pastos  ácidos de alta montaña, que fructifica   desde finales de julio a principios de septiembre.  
 
La baya del arándano es pequeña y redonda, terminada en corona, de color negro-azulado, con sabor ácido y muy aromática.

El arándano se consume  fresco o formando parte de pasteles, compotas, confituras, galletas, jarabes, zumos y licores.

El consumo de bayas de arándanos ayuda a prevenir las infecciones urinarias. Al  ser  muy rico en antioxidantes -compuestos fenólicos capaces de evitar los daños oxidativos en el ADN- protege de la adhesión de bacterias infecciosas en las paredes del conducto urinario, inhibiendo el crecimiento de células cancerosas.

Congelan bien y mantienen su forma y sustancia cuando se hornean.

ENDRINAS




Al contrario que el arándano, las endrinas crecen en arbustos. Se trata de una drupa de forma globosa de color azul oscuro, tan  parecida a la ciruela silvestre  que a veces es fácil confundirla con ella; de hecho y aunque en Asturias se reconoce como endrina a los frutos que hemos recolectado, tenemos  dudas al respecto, pues si el arbusto de la endrina tiene espinas, estos no las tenían, y más que de arbustos se trataba de árboles de bajo porte.  
Las verdaderas endrinas tienen sabor agridulce y son muy apreciadas para la elaboración del pacharán, también en jaleas y mermeladas.
Como otros frutos del bosque son muy ricas  en pigmentos naturales de acción antioxidante.


Licor de  endrinas

Ingredientes

  • 1litro de anís dulce
  • 250 gr. de endrinas, sirven también arándanos o  guindas
  • 1 rama de canela
  • 6 granos de café

Elaboración

Lavar bien los frutos elegidos e introducirlos en una botella. Cubrir con el anís, la rama de canela y los granos de café. Cerrar bien y mantener en lugar fresco durante 6 meses mínimo. Pasado ese tiempo, colar y reservar para disfrutarlo durante los fríos días del invierno.

Comentarios

  1. si necesitas endrinas silvestres en castronatura@gmail.com puedes conseguir

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias, lo tendremos en cuenta y, por supuesto, lo recomendaremos a quienes no puedan conseguirlas en el campo.

      Eliminar
  2. Si quieres hacer pacharan casero te puedo conseguir las endrinas : ecológicas , silvestres .

    ResponderEliminar
  3. QUE DIFERECIA HAY ENTRE ENDRINA Y ARANDANO PUES SE ME PARECEN MUCHO

    ResponderEliminar
  4. Manuel, esta entrada explica precisamente la diferencia entre uno y otro, además de ofrecer una receta facilísima para preparar el licor. Esperamos que lo elabores y que te guste.

    ResponderEliminar
  5. consigue buenas endrinas de temporada en castronatura()gmail.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tomamos nota de nuevo, Manuel. Es una estupenda opción cuando no pueden conseguirse directamente en el campo.
      Gracias por el apunte.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas más populares