CHICHARRO, LA GRASA BUENA DEL MAR


Chicharro, un pescado blanco que está ahora en su mejor momento / Foto Cuchiflitos

El chicharro o jurel es un pescado azul que se encuentra ahora en uno de sus mejores momentos para el consumo. Los meses fríos son su época natural de pesca aunque, de diferentes procedencias, pueden encontrarse en el mercado casi todo el año. No obstante, es en la época de invierno cuando el chicharro tiene la carne más firme y mejor sabor, además de un precio asequible.
Aporta casi 7 gramos de grasa por cada 100 gramos comestibles, pero se trata de grasa rica en ácidos grasos omega-3, que ayuda a reducir los niveles de colesterol y triglicéridos. Su consumo está recomendado por colaborar en la reducción de riesgos de enfermedades coronarias y vasos sanguíneos, además de ser buena fuente de proteínas de alto valor biológico y poseer interesantes cantidades de vitaminas y minerales, entre las que destacan las del grupo B.
Es un pescado versátil, que admite casi cualquier preparación: al horno, frito, a la plancha, en papillote, etc. En esta ocasión proponemos escabecharlo, una elaboración que nos permite disfrutar de todo su sabor y tenerlo preparado de antemano para consumir en cualquier momento, ya que se conserva durante varios días sin mermar sus cualidades culinarias.

CHICHARRO EN ESCABECHE
Chicharro en escabeche, un plato que debe prepararse al menos 24 horas antes de su consumo / Foto Cuchiflitos


Condimentos para escabechar el chicharro / Foto Cuchiflitos

Ingredientes:
·         2 kilos de chicharros
·         Un vaso grande de vino blanco
·         Un vasito de vinagre
·         Aceite de oliva virgen
·         6 dientes de ajo
·         2 ó 3 hojas de laurel
·         15 granos de pimienta
·         10 clavos de olor
·         Sal
Elaboración:
Limpiar los chicharros y eviscerar. Trocear y sazonar al gusto.
Freír los trozos de chicharro en abundante aceite, añadiendo los dientes de ajo enteros y sin pelar, los clavos de olor, los granos de pimienta y dos o tres hojas de laurel. Retirar los clavos, la pimienta y el laurel antes de que comiencen a adquirir un tono dorado, para evitar que se quemen, y reservar.
Una vez frito, pasar el chicharro a una cazuela o recipiente hondo y acompañar con los condimentos.

Freir el chicharro en abundante aceite / Foto Cuchiflitos

En el aceite de freir, verter un buen vaso de vino blanco y un vasito de vinagre y dejar al fuego tres o cuatro minutos hasta que evapore el alcohol.
Rociar los chicharros hasta dejarlos cubiertos y dejar enfriar. Reposar al menos 24 horas y conservar en el frigorífico.
Este plato está mucho más sabroso después de haber reposado al menos un día, pero puede consumirse después de varios días, por lo que es ideal para preparar con antelación y echar mano de él en cualquier momento.
Del mismo modo pueden escabecharse otros pescados, aunque le podemos dar otro toque diferente si les ponemos una puntita de pimentón poco antes de añadir el vino blanco.

El chicharro escabechado, antes de cubrir con el líquido de preparación y dejarlo reposar / Foto Cuchiflitos


Comentarios

  1. Que pinta tiene!
    Soy seguidora de tu blog desde ya hace algun tiempo.

    Voy a echar un vistazo a tu blog a ver que haces de bueno.
    Pasate por el mio, quizas haya algo que te guste o simplemente
    apuntarte a mi sorteo-concurso.

    http://anyolcocina.blogspot.com/2012/01/anyol-cocina-esta-de-concurso.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por el seguimiento. Acabo de visitar tu blog http://www.duerodigital.es/v_portal/informacion/informacionver.asp?cod=611&te=11&idage=1003&vap=0&npag=1 y está estupendo, tienes de todo. Me gusta, así que volveré a darme una vuelta por ahí con frecuencia. Saludos.

      Eliminar
  2. Estaba buscando una receta de chicharro en escabeche (no es santo de mi devoción, pero hay que comer de tooo)... y me encuentro tu página.
    Me quedo por aquí, con tu permiso.
    Besinos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues a mí el chicharro me encanta, y en escabeche además de rico es práctico porque lo puedes preparar con antelación. Lo DEBES preparar con antelación para que repose y tome bien los sabores. Para mí es riquísimo.
      Y puedes quedarte todo el tiempo que quieras. Estás en tu casa.
      Saludos.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas más populares